entusiasmo

Sin entusiasmo y pasión es muy difícil alcanzar el éxito.

Personalmente, la gente con la que más me gusta relacionarme es entusiasta, con ansias de aprender, sonrientes y con gran positividad.

Ves a trabajar con un gran entusiasmo y vigor. Mira el lado bueno de los demás. Descubre la oportunidad de aprender y de evolucionar en medio de lo que pueda parecer un contratiempo. Abraza los cambios como una ocasión para crecer.

No se puede controlar todo lo que pasa cada día, pero con suficiente entusiasmo, sea lo que sea que te depare la vida, sabrás hacerle frente con fuerza y una sonrisa.

Como dijo Ralph Waldo Emerson “Todo gran acontecimiento se debe al triunfo del entusiasmo”.

Vota este artículo