pensamien

 

En numerosas ocasiones a incertidumbre nos puede suponer un obstáculo a la hora de hacer un cambio en nuestra vida. El miedo a lo que pueda pasar o al fracaso puede paralizarnos.

La única forma de superarlo es cambiar tu forma de pensar y de actuar. Esa es la principal diferencia entre los que consiguen lo que desean y los que no hacen nada.

Para cambiar tu percepción de las situaciones puedes empezar a ver las cosas con otra perspectiva. Por ejemplo:

1. Toma de decisiones. No te estreses pensando en cuál será la decisión perfecta. Piensa que, tomes la decisión que tomes, será buena, porque eres capaz de arreglártelas con el resultado final.

2. Vivir en el presente. Leyendo el libro “El poder del ahora” una de sus frases dice: “No dejes que el pasado distorsione tu visión del presente”. A veces vivimos en el pasado, recordando malas experiencias. Céntrate en el presente, en la persona que eres ahora no en lo que fuiste o hiciste antes.

No permitas que el futuro te preocupe demasiado, porque no tienes una bola de cristal y no sabes qué va a pasar.

3. Deja de esperar que algo o alguien te salve. Muchas personas viven esperando que un día pase algo o alguien que le cambiará la vida para mejor, y mientras esperan ese día, desperdician el presente. Empieza a encargarte tú de tu vida.

Poner tu vida en manos de un algo o alguien no es una buena idea y mucho menos si ni siquiera sabes si algún día va a llegar. Y si llegara, es mucho más satisfactorio hacerlo tú por tu cuenta, ¿o no? Si quieres ver cambios es hora de ponerse manos a la obra.

4. Acepta los errores y considéralos un paso más hacia la consecución de tus objetivos. No es tan difícil como parece, todo se aprende y aunque se dice siempre ¡es la verdad!

Vota este artículo